martes, 15 de abril de 2014

Este jueves un relato: Mara Laira...



En un momento de su vida...

Cansada de las infidelidades de su padre hacia su madrastra a la que adoraba, Mara Laira decidió tranquilamente no rebelarse y esperar a cumplir los dieciocho. Era paciente. Su amigo Carlos solía aceptarla en su casa, sus padres eran muy distintos. Comía, cenaba allí, en casa de Carlos, y muchas veces pasaba la noche sin que nadie notase ni su ausencia ni su presencia. Carlos era un infatigable dibujante de cómics sin éxito; desde la escuela le recordaba emborronando cuadernos y firmando siempre con el mismo seudónimo: Demiurgo.
Dos años menor que Carlos, Mara Laira leía los cómics deleitándose de la figura femenina que él había elegido para su Serie Detectivesca, como la llamaba. Dibujaba a la protagonista con una camiseta roja desteñida sin mangas y una corta falda con pistola en su cinturilla posterior; era ágil y astuta, inteligente y hermosa, fuerte y tierna, sincera y honesta; pero también capaz de mentir para conseguir lo que quería y amar hasta perder la cordura. Mara Laira se sentía identificada con ella sin saber que en ella se basaba Carlos para caracterizar a su personaje.

Pasaron unos años y la oferta de trabajo en un periódico de la capital, convenció a Carlos de mudarse, Mara Laira encontró en su marcha la escusa perfecta para desaparecer y le pidió ir con él. Partían en una semana, hicieron planes.
Mara Laira quedó esperando pero Demiurgo no apareció y su vuelta a casa era imposible. Cogió su gran bolsa, la colgó de su hombro y, camimando de lado por el peso, anduvo hasta la gasolinera cercana. El anciano conductor aceptó llevarla hasta cerca de aquella gran ciudad, luego debería seguir sola. Perfecto.
Mara Laira se sentía protagonista de un nuevo cómic.



Cafelito, amigos...




Más relatos aquí...

67 comentarios:

  1. Hola Verónica, quiero decirte que me siento feliz de encontrarte y entiendo que tienes una relación con país que habla español.
    De verdad tienes talento para escribir, leer su historia, me gusta el mensaje para mí es que la vida es nuestra propia y nosotros decidimos qué hacer lo mejor.
    Felices Pascuas y besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Νικόλ, δεν ήξερα ότι ξέρεις ισπανικά! είσαι ισπανίαδα ή απο την Αμερική; Εγώ είμαι ισπανίδα και εδώ, στην Ισπανία μέμω! Και εσύ;

      Muchas gracias por tus amables palabras. me alegro de conocerte porque a veces me cuesta expresar complejos pensamientos en otra lengua.

      Felices días de Pascua, aquí comienzan mañana.

      Un beso.

      Eliminar
    2. Hola Veronica, hablo español porque viví muchos años en Venezuela, ahora vivo en Atenas y me alegré de que estábamos.
      Y tu v;ives en España como hablas griego? Y escribes muy bien!
      Besos con amor

      Eliminar
    3. Εδώ, στα σχόλια μπορείς να διαβάζεις ένα μικρό κομάτι της ιστορίας μου :)))

      http://logokrisiaikostuprotueona.blogspot.com.es/2014/04/blog-post_10.html

      Estoy muy contenta de haberte conocido!

      Un beso y tu cafelito de hoy, Nikol.

      Eliminar
  2. Que buena historia. Tiene sentido incluso que tu versión de Mara Laira tenga dos años menos que este Demiurgo.
    Mara Laira apareció como un año después de que abrí mi blog anterior.
    Incluso te inspiraste en la imagen que diseño Marifer.

    ResponderEliminar
  3. Que tonto ese demiurgo, dejar plantada a una mujer así, interesada por él. Por favor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es solamente una parte de su vida la que me vino a la mente, tal vez una edad de las complejas, la de una post-adolescencia que ella vive un poco tranquila porque tiene un verdadero amigo, aunque al final se le suban los humos y le falle...

      Los chicos hacen esas cosas, pero mejor para ella...

      Eliminar
  4. Me divertí con tu relato y con el comentario autocrítico de El Demiurgo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro, Lao, una sonrisa vuestra me vale mucho...

      Eliminar
  5. MUY INGENIOSO RELATO.
    UN ABRAZO

    http://enancasdelarazon.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  6. Tienes el don tocar con maestrías todo lo que escribes. Desde historia a imaginar un trozo de vida de alguien real o imaginaria.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, me vas a sacar los colores :)))

      Un abrazo soleado, compi.

      Eliminar
  7. Es que los demiurgos son asi, amiga, muy "panfilos"...

    No saben lo que se pierden

    Un abrazo fuerte

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ver si te vas a ganar una colleja, jajajaja!

      Un abrazo, querido amigo. Cuántos años nos conocemos ya, eh?

      Eliminar
  8. Pues una posibilidad que no se me hubiera ocurrido (La propuesta sobre Mara Laira es un pozo inagotable de variantes, lo cual le está dando a la creación del Demiurgo una dimensión relatora fascinante). Buen relato!!!

    Felices pascuas + un café irlandés + un excelente descanso con los tuyos + sonrisas a gogó + LEVANTA ESE ÁNIMO, jajajajajajaja...

    Un besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues todos tus deseos me vienen de perlas, desde izar el ánimo cual gallardete, el cafelito, el descanso, las sonrisas... no puedo pedir más para estas fiestas.

      Es cierto, con lo que escribamos todos ya puede matizar una buena novela, eh que sí?

      Un beso y felices días, provechosos y relajados.

      Eliminar
  9. Es lo que hay que hacer cuando hay fallos. Cambiar los planes y seguir.
    El café está buenisímo, seguro que vuelvo, :)
    Un abrazo, Verónica.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, en cuando se enfría la cabeza después de que se pífien los planes, hay que tomar las riendas y no temer los cambios. Yo soy muy drástica en eso :)))

      ¡Pues aquí te espero!

      Un abrazo y tu cafelito, compañera.

      Eliminar
  10. Mara va cobrando vida o vidas en este variado jueves. Tú la haces protagonista de la suya propia, no la que otros le dan ya hecha, eso me gusta.
    Besos y café.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que viva que le quedan muchos años por delante :))

      Beso y cafelito, compi, felices días de fiesta.

      Eliminar
  11. Mara Laira, se abrió camino de la mano de tu imaginación, la chica ademas de ser dulce, tierna, fuerte, etc; va forjando su camino. Y un buen toque final, dejando la mano en la perilla de la puerta para ser protagonista de un cómics por venir.

    Un abrazo Compi!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es bonito dejar en la vida de los personajes siempre un final abierto, que fluya en la mente de cada uno la continuación.

      Un besito, amiga Compi!

      Eliminar
  12. Una gran decepción amorosa suele ser excusa para dar inicio a fenomenales aventuras en un comic! jeje...perfecto inicio para este exuberante personaje virtual que el amigo Demiurgo ha creado!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, son buenos momentos para hacer limpieza también, de recuerdos, de armarios, de mente y de corazón, jajaja!

      Cafelito.

      Eliminar
  13. Qué ingratitud la del Demiurgo, despúes de haberle servido como fuente de inspiración para su personaje femenino, va y la deja en la estacada. Eso no se hace.
    Verónica tu idea, perfectamente desarrollada y creible.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se le subió el reconocimiento al muchacho y su vida relucía demasiado y lejos de lo habitual, ella formaba parte del habitual...

      Un abrazo a los dos y un par de cafelitos, chicos.

      Eliminar
  14. Muy interesantes datos sobre Mara y Demiurgo fiel a tu estilo. El final me causó cierto disgusto, ya no me cae tan bien ese Demiurgo. Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que no te oiga, el pobre, jajaja!

      Cómo va, amigo?

      Muchas garcias por venir, un abrazo y tu cafelito.

      Eliminar
  15. Muybuena historia, tal vez sucediera así, al igual al final se reencontró con El Demiurgo, y la hizo protagonista de su vida.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mientras ella así lo decida... No sé, no sé... :))

      Abrazo.

      Eliminar
  16. El destino de un personaje a veces es incierto, ¿incierto? que va!! Esta mujer va creando su propia vida y su propio devenir, como debe ser ;)

    Un beso, con café descafeinado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por eso es así de fuerte, porque echa adelante sin temor.

      Ya te pongo el descafelinado, un segundo que busque las galletitas...

      Besos.

      Eliminar
  17. Jajaja Lo que está dando de sí la vida de MaraLaira.
    Me ha gustado este final donde pasa de todo y camina hacia su porvenir.
    Un abrazo (el cafetito... porfa que sea descafeinado sino esta noche seguiré imaginando más cosas sobre MairaLaira :D )

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que otros relatos la conduzcan por las emociones de la vida...

      Muchas gracias, yo te preparo uno normal ahora que es mediodía y te dejo en el termo el descafeinado para la noche :)))

      Beso.

      Eliminar
  18. Otro genial aporte que permite vislumbrar la vida de Mara Laira desde aspectos, situaciones y épocas diferentes de su vida...
    Vaya a saber qué aventuras le seguirán después, tanto a la verdadera como a la que alimentó Carlos con su poder creativo.
    Besos!
    Gaby*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ella sola y libre de ataduras será más creativa en la vida que sigue. Las aventuras las leeré en vuestros blogs! Un beso, compañera.

      Eliminar
  19. Me gusta como la vida de Mara Laira va cobrando matices variados.
    Le diste cierto toque a si historia pasada que termina por definir su caracter y querer vivir su propia aventura, más allá de las historias que Carlos escribió inspirado en ella.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que viva su vida en libertad, decidiendo ella solita, más adelante ya tendrá tiempo de asentarse si así lo decide; aunque yo lo dudo... :)))

      Un besito y tu café con galletitas.

      Eliminar
  20. Pero el Demiurgo es de los que vuelven... Esperemos que cuando vuelva la encuentre.
    Bellísimo relato, Censu, explorando posibilidades en los orígenes de ambos personajes y dejando una cuota de misterio sin abonar.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo preferiría que la encontrase pero no a su disposición... Muchas gracias, amigo Oso.

      ¿Cómo va todo?

      Un beso, te dejo cafelito.

      Eliminar
  21. Ingenioso relato, fue un placer leerlo.
    ¿Que le pasaría a Demiurgo? Pobre Mara Laira, pero al menos en su nueva vida será la protagonista de un nuevo comic, lo cual le ayudara a olvidar la ingratitud de Carlos.
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues muchas gracias, Yessy! El que les pasará supongo que lo sabremos cunado nuestro amigo Demiurgo se decida a unir todos los relatos y conformar una novela que nos irá contando episodio tras episodio.

      Muchas gracias por venir y comentar, voy a cotillear por tu casa :))

      Un abrazo y un cafelito.

      Eliminar
  22. ¿Qué podrá ser Mara Laira,
    extraña, desconocida,
    dibujada y prescindida,
    a quién mi musa desaira...?

    Es fantasma inexistente,
    de imaginación creada
    y luego sin más borrada,
    por una goma inclemente...

    (Por invisible camino
    avanza y desaparece,
    en la tarde languidece,
    como sombra sin destino...)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué gracia tienes para escribir estas cosas, amigo Jenofonte.
      ¿Cómo van las fiestas?

      Eliminar
    2. Muchas gracias por esos versos.

      Eliminar
    3. ¿Las fiestas? ¿qué fiestas?, descanso, solo santo descanso, no soy de fiestas, menos mal...

      Eliminar
  23. Personaje y persona se mezclan en la imaginación del creador de historias.
    ¿De donde sacará ahora la inspiración el Demiurgo si la dejó ir?
    O tal vez no, tal vez la seguirá sin que ella se de cuenta, para no influir en su libertad, para que su personaje sea más creíble. Tal vez...
    ibso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que con el tiempo la va a echar de menos, si a través de ella y con ella se inspiraba, pronto se dará cuenta que abandonó a su musa... quizá.

      Ella es la que ya no le necesita... quizá.

      Un cafelito y gracias por venir.

      Eliminar
  24. a veces la realidad supera la ficción, habrá que ver quien tendrá historias más emotivas por contar... aunque tal vez Carlos no se entere nunca de esas nuevas aventuras de aquella en la que se inspiró, ni ella sepa jamás, que ella fue una gran musa en su momento.
    ¡saludos y gracias por café!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las aventuras de la vida de la protagonista del cómic nunca superarán las que la mujer vivirá en primera persona, tienes toda la razón!

      Buena interpretación.

      Beso y cafelito, compañera.

      Eliminar
  25. Me gusta la valentía que desprende tu Mara Laira de carne y hueso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, compi, mucho tiempo sin leerte!!!

      Gracias por venir.

      Eliminar
  26. Mara es una página en blanco sobre la que imaginar cualquier cosa. Los trazos desiguales del Demiurgo y las referencias sobre su personalidad se prestan a una ficción tan rica en matices que entiendo que la hayas estrujado al límite. Disfruté leyendo.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Alfredo. Fue un reto difícil el imaginal al personaje como alguien real.

      Un beso de los cuatro.

      Eliminar
  27. Estas cosas pasan... Seguro que se volverían a encontrar. Un artista no puede vivir sin su Musa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo espero que no la encuentre, seguramente se dará cuenta del valor de lo que perdió cuando ya no pueda inspirarse. Y si la encuentra, la evolución de la chica ya no encajará con él. Digo yo...

      Eliminar
  28. El inicio de su historia, tomar las riendas de cambiar su vida, cuando hay fallos es lo que se debe hacer, muy buena la decisión de Mara.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces hay que tomar al toro por los cuernos. Si te hacen una mala pasada, echa p'alante! :)

      Un abrazo y tu cafelito. Gracias por venir.

      Eliminar
  29. Pobrecita, me la imagino caminando con dificultad con su bolsa. Seguro que fue el inicio de una gran historia..., de cómic.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo creo que iba tan dispuesta después de tomar la decisión, que apenas se daba cuenta del peso... su mente estaba más allá :)))

      Un besito, compañero.

      Eliminar
  30. Y ahora que hago yo con la enciclopedia, los pestiños, las torrijas y la taza de café para que me la llenes y la intención de posar mi cola, jijiji en el sillón para leerte eh?, pero quien eres y que has hecho con mi florecilla? yo me pensaba que ibas a decirnos que Mara era una diosa de alguna cultura perdida, o yo que se!!!! y va y hace un relato genial, sin tener que ir a la enciclopidia ni una sola vez, con un matiz psicológico que me ha dejado con la boca abierta, y es que nada como mirarse a través de los ojos de los que te quieren para poder quererse a una misma no?, pos anda, ponte en frente mio que lo vas a flipar en colores, aissssss mi florecilla, que te echaba de menos, pos nada, aquí me quedo, llena la taza que hasta que no acabemos los pestiños y las torrijas no me echas de tu casa, jajajaja, ven que te despachurre y miles de besosssssssssssssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, ay, ay...necesitaba yo un par de achuchones, desparramientos y mimos, adornados con esas cosas tan buenas de comer que son light....

      No te marches, no, comeré despacito para que no se acaben pronto y así tendremos más rato para darle a la "sinhueso" :))

      Muchas gracias, me alegra que te gustase el relato, es muy sencillo y has dado en el clavo, lo que remarca son las características de los personajes, su forma d ever una etapa de la vida en un momento determinado.

      Te lleno la taza, no te preocupes que ya recojó yo las miguitas :)))

      Un beso bien gordo repleto de pececillos bailaores.

      Eliminar
  31. hola amiga!tu historia es muy fuerte!pero como pude carlos,su mejor amigo,dejarle sola?no lo entiendo,aunque me gusto mucho la fuerza de mara.cuando decide ir de su casa,nada y nadie pude cambiar su decision!es su vida y finalmente lo entiende!
    el espanol es para mi la lenguaje mas bonita!he contestado tambien en mi blog.
    besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, querida amiga! Creo que es una historia muy corriente, cuando una persona se siente superior a la otra y se aleja de ella, al final en esta otra puede hacerse más fuertes y avanzar en la vida, o dejarse dominar por la tristeza...

      Un beso, yo siento el mismo amor por vuestra lengua, mariposita.

      Un beso.

      Eliminar
  32. ahora mismo lo vi!demiurgos...como creador en griego?genial!

    ResponderEliminar