sábado, 2 de abril de 2016

Este jueves, con retraso: "Primavera"


“La primavera”, de William-Adolphe Bouguereau (1886).

Tres adormilados despiertan...
Tres inician su inspección...
Tres se deleitan curiosamente...

Una frunce sin firme intención sus piernas...
Una cubre su pecho y sonríe cómplacida...
Una entrecierra los ojos con el juego...


William-Adolphe Bouguereau

Self portrait, by William Bouguereau.jpg

Pintor intransigente del XIX que negaba su palabra a quienes no veían con conformidad su arte. Desnudos que provocaban la ira de dogmáticos que atacaban físicamente sus blanquecinas adolescentes.
Los ignorantes burgueses del momento le adoraban, entendiendo que esa fastuosidad era creada para ellos.

Para mí son obras sin el erotismo que se pretende y sin energía alguna; aunque la técnica es la correcta no se sale de lo estrictamente académico. No obstante, esta pintura me atrae por la excelente forma de mostrar la aceptación de una muchacha que no parece disgustada de que la observen. Un juego hipócrita de falso pudor.

El cuadro se titula "La primavera".



Se acabó el café...



17 comentarios:

  1. Estoy empezando un taller de dibujo modelo vivo. Interesante. Parece que tengo un estilo propio para dibujar.

    Me gusta este cuadro que elegiste. Tiene algo. Esos colores recuerdan al marmol. Parece que esa mujer empieza a ser conquistada, que los seres que la rodean tendrán su oportunidad. Si saben esperar, ser seductores, ella desplegará sus brazos.

    No hay problema, puedo tomar un té.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. No me desagrada, aunque es un cuadro que creo podría prescindir.
    Si se acabó el café, sorberé un poco de té. Soy de buen conformar.
    Salut

    ResponderEliminar
  3. MUCHAS GRACIAS POR LA CLASE. AQUÍ APRENDO.
    ABRAZOS

    ResponderEliminar
  4. Verónica, me gusta cómo nos has mostrado la primavera...Una adolescente, que muestra su cuerpo con cierto recato, pero sabedora de sus encantos. Rodeada de querubines curiosos, que bien podrían ser duendes que pululan por todos lados, haciendo travesuras, provocando alergias y juegos, que a veces nos ponen de mal humor...Es un hermoso cuadro, que nos hace pensar en la naturaleza humana y en la propia naturaleza, que se entrega y nos conquista con mucho arte en primavera...
    Mi felicitación y mi abrazo siempre, Verónica.
    M.Jesús

    ResponderEliminar
  5. Si como dices cuan falso pudor
    De el me gusta las caras tan angelicales que pinta y no necesariamente estan desnudas
    Gracias por lo que has compartido
    Cariños y buen fin de semana

    ResponderEliminar
  6. Falso pudor ... ¿Hay otra cosa en lugar alguno? - Me encanta el mensaje que trasladas ... la obscenidad está reñida con el arte aunque parezcan, a veces, lo mismo ... con el falso pudor pasa los mismo, Censura.
    Un abrazo de sábado.

    ResponderEliminar
  7. Hice el reblog para que lo lean mis amigos más veteranos: https://etarragof.wordpress.com/2016/04/02/censura-siglo-xxi-este-jueves-con-retraso-primavera/

    ResponderEliminar
  8. Cómo varían las interpretaciones de un mismo cuadro!...para mí, la adolescente pudorosa no reacciona porque los querubines - o amores- que recién despiertan la observan, sino que reacciona a consecuencia de lo que ellos le susurran, sacándola del sueño de su propia inocencia. Creo que entre otras cosas, le están contando cómo nacen los bebés jejeje
    Un abrazo y gracias por traernos esta preciosa imagen y reflexión.

    ResponderEliminar
  9. Quien ve lo que no hay es que tiene una mirada turbia, y es la misma que emplea en todos los aspectos de la vida. Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Una belleza!
    Feliz Primavera desde mi Buenos Aires otoñal.
    Besos Compi.

    ResponderEliminar
  11. Y mientras disfruto el café disfruto tus letras

    ResponderEliminar
  12. Bouguereau era un academicista con un gran éxito entre la burguesía. Sus obras, aunque perfectas en la técnica, siempre me parecieron faltas de vitalidad, sin esa magia que los pintores geniales saben imprimir a sus pinceladas.
    Me ha gustado la entrada. Besos

    ResponderEliminar
  13. Pues a mí, como soy más clásico que un traje de pana, estas cosas no me disgustan...

    Amiga, te dejo un enlace a mi nuevo blog, ya que por motivos técnicos me he visto obligado a cambiarlo...

    ====================================================

    http://ildefonsorobledo.blogspot.com.es/

    =====================================================

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. El academicismo del autor le resta al cuadro una necesaria viveza. Esa pudorosa pose de la modelo, tiene mucho de "postureo" (esa palabra tan horrible como actual).
    Un beso.

    ResponderEliminar
  15. En la sensibilidad del cuadro, está la tuya que me ha encantado...
    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Como me gustan las lecciones o anecdotas que nos enseñas en todas tus entradas. Tu primavera tardía, se merece un bravo, gracias por ayudarme a conocer historias que desconozco y me encanta saber. Abrazos preciosa amiga. Os Q.M. gracias por estar siempre conmigo.Muakkkk jajaja.

    ResponderEliminar
  17. Tus dos últimas frases definen perfectamente lo que pienso de esta pintura. Pero una primavera sin café...

    ResponderEliminar